Cargando ...
Se ha producido un error al cargar el contenido.

MEDITACION REFLEXIVA: Grupo Egoico, Crisis Grupales, Deudas Karmicas... y el Arrepentimiento

Expandir mensajes
  • Thoth NGSM
    MEDITACIÓN REFLEXIVA PARA ATRAER DINERO CON FINES JERÁRQUICOS Desde el centro que llamamos la raza humana, Que se realice el Plan de Amor y de Luz, Y selle
    Mensaje 1 de 1 , 17 jun 2007
       

      MEDITACIÓN REFLEXIVA PARA ATRAER DINERO CON FINES JERÁRQUICOS

      "Desde el centro que llamamos la raza humana,
      Que se realice el Plan de Amor y de Luz,
      Y selle la puerta donde se halla el mal".


      http://ngsm.org/vicenteba/VBA-Domingo.htm
       
       




      VBA: "Antaño, se daba mucho énfasis al amor, al perdón y al arrepentimiento. Hoy día, el énfasis del discípulo en estas nuevas presentaciones de Shamballa es sobre la justicia de Dios.  La justicia y el propósito son la misma cosa. El propósito y la revelación son dos cosas distintas, una cosa precede a la otra, y en virtud de esta precesión, viene todo el Plan, digamos en su extensión más dilatada.
       
      Siempre he pensado, que el hecho de que estemos aquí y ahora, y casi lo confirmaría, es que obedecemos todos a las impresiones de un grupo egoico determinado, y os voy a decir realmente lo que es un grupo egoico en el plano causal. Está constituido por una serie indeterminada en cada rayo, en cada grupo egoico, de almas que vienen encarnando juntas desde el principio que el hombre adquirió la conciencia o la autoconciencia. Cuando el hombre-animal se hizo hombre automáticamente entró en contacto con un  puntito de luz en el plano causal constituyendo una pequeña célula de esta gran molécula que llamamos el grupo egoico. Intervienen también en este grupo egoico los Ángeles Solares, teniendo en cuenta que cada Ángel Solar está vinculado por lazos más extensos que el propio karma, —según se lee en los Upanishads— con el Ángel Solar, con el hombre. Pero, en el centro, en el núcleo del grupo egoico al cual pertenecemos, hay un Ángel de gran categoría espiritual, más allá de la categoría de un Maestro de Compasión y de Sabiduría, que es el Regente, el Promotor, el Director, el núcleo vivo de un Rayo determinado, que en su expresión constituye toda esta gran familia egoica, que se llama la familia espiritual. Puede haber una familia carnal en el mundo físico que nada tiene que ver con la familia espiritual.
       
      Estamos viviendo unos momentos en que estas presentaciones de la verdad se hacen tan concretas, se hacen tan horizontales por así decirlo, tan objetivas, que la persona tendrá que preguntarse el por qué de su situación kármica, y llegar a la conclusión de que esta situación viene provocada precisamente por su ligazón, por su vinculación con el grupo egoico determinado. A todas las almas pertenecientes a un grupo egoico que encarnan cíclicamente para producir ciertos resultados y para cumplir ciertas misiones kármicas, se refiere Mdme. Blavatsky cuando se refiere a los ramilletes de almas que encarnan juntas para ciertos propósitos de la evolución. En realidad, a pesar de que la evolución hace conciente al hombre de su grupo egoico, que le pone en contacto primero con su Ángel Solar y después con el gran Ángel Agnishwâtta que está en el centro, en el núcleo de este centro egoico, y que es misteriosamente el exponente de aquel Rayo determinado que rige para todo el conjunto de seres, para todas esas conclusiones ha tenido que pasar una serie de circunstancias kármicas. Y el hecho de que estemos aquí reunidos, si lo examinamos fríamente, obedece a una razón causal. Si queréis ser conscientes de la razón causal tendréis que elevar la conciencia al plano causal y establecer contacto con el Ángel Solar en la medida que os sea posible y entonces determinar la afinidad o los grados de afinidad que tenéis con los componentes del grupo. No se establece una amistad sincera sin pasar primero por este caudal de energía que constituye el grupo egoico. Establecida ya la vinculación de cada uno de nosotros con determinado grupo egoico, han que considerar entonces la expresión psíquica de este grupo a través del tiempo, las reencarnaciones cíclicas, cuando nos encontramos virtualmente hablando en cualquier momento del tiempo para constituir un núcleo espiritual, un núcleo esotérico que pueda servir de una u otra manera los planes de la Jerarquía."
      http://ngsm.org/vicenteba/conferencias/MS1983-06-30f.htm
       

       
      VBA: "Me acuerdo que en cierta ocasión Alice Bailey nos había dicho en Ginebra, y a poco tiempo antes de fallecer, que le preocupaba que los estudiantes no tuviesen pruebas en su vida, todo el mundo decía que se encontraba bien y que estaba satisfecho de la vida y decía: movía la cabeza y decía “no estoy contenta”,  porque esto es la prueba de que estos discípulos están varados en el fondo del río de la propia personalidad, que no están avanzando, que su árbol está sin ser sacudido por el viento como decía y que, por lo tanto, su vida se reanuda seguramente al final, cuando cierren los ojos, cuando pasen el velo y vean su estado de cuentas tendrán que ver con dolorosa decepción que no han hecho lo suficiente, y no tendrán siquiera la oportunidad de arrepentirse, porque la persona que se arrepiente es porque no comprende que el arrepentimiento no sirve para nada, por el arrepentimiento no se salda una cuenta, sino que se sufre, entonces, si hay que sufrir, sufrir, digamos, en forma creadora, no en una forma llevada a cabo por un proceso, digamos, natural, pero al propio tiempo general. Un discípulo se aparta de la generalidad, está por encima de muchas cosas, tiene ciertos matices desconocidos, inconcebibles para la mayoría de la humanidad, y estoy convencido, ya para terminar esta pequeña peroración, de que todos estáis convencidos de que la prueba tiene un sentido y un significado, y que a medida que os adaptéis a estas crisis, las crisis irán desapareciendo, no es luchando contra las crisis sino abriéndose completamente a las crisis que se saldará la deuda kármica."
      http://ngsm.org/vicenteba/conferencias/AY1983-09-29.htm
       

       
      VBA: "Uds. saben, los que han seguido ciertas técnicas meditativas, que hay una fase dentro del entrenamiento mental que se llama el proceso de intravisualización o recapitulación. Se le dice al educando o al aspirante: “Antes de acostarte procura acordarte de todos los actos que has realizado en el día de hoy, para crear los cimientos de lo que es bueno y lo que es malo para el siguiente día”. Para mí, con toda mi honradez, en la era presente es falso, porque yo no concibo que la persona tenga que ir hacia atrás, sabiendo que en el pasado solamente hay dolor y aflicción. Además, dense cuenta de una cosa, Uds. han hecho aquello que se llama pecado, han pecado y se arrepienten porque están recapitulando, ¿han lavado Uds. la ofensa en el corazón del hermano que han ofendido? El arrepentimiento es falso entonces, no hay salvación, no hay perdón, hay karma, simplemente, hemos ofendido, somos los ofensores. Bien, hay que darse cuenta de que hemos ofendido, no ir detrás saboreando cómo lo hemos producido y cómo se ha desarrollado lo que hemos hecho de bueno y de malo, estableciendo una serie de distinciones entre lo que es bueno y lo que es malo. Dense cuenta que en el fondo es falso todo esto, al menos de acuerdo con lo que estamos tratando de exponer en estas charlas conferencias de los sábados, así que tendrá que existir otra manera de abordar la vida… y será viviendo en el presente integral. Uds. están aquí y ahora, bien, es una conciencia ¿verdad?, esta conciencia de aquí y de ahora mantenida hasta cierto punto que podamos durante todo el día, se hará cantidad de espacio que podremos atesorar dentro del corazón. La recapitulación es mental, y cuando se está recapitulando no se puede variar, porque está realizado ya, ya está escrito en el éter. ¿Cómo si no los Señores del Karma podrían preparar nuestro 2º nacimiento o el posterior nacimiento, si no fuese porque está todo retratado en el átomo permanente?, ¿verdad que es falso el arrepentimiento? hay un dolor dentro, porque se ha ofendido, pero no podemos pedir perdón porque ni él puede perdonarnos, ni nosotros sentirnos aliviados del mal que hemos cometido. Hay que reflexionar sobre esto, singularmente porque hemos sido tratados de una manera despiadada por las religiones organizadas acerca del pecado."
      http://www.ngsm.org/vicenteba/conferencias/MOP1987-10-10f.htm
       

       
      VBA: "... ¿de qué sirve, por ejemplo, el arrepentimiento de un acto, cuando el acto ya ha sido producido, cuando ya ha sido realizado, de qué nos sirve, verdad?  Hasta aquí, una gran parte del sistema místico se basaba en el arrepentimiento y, en este arrepentimiento se buscaba algo que se pareciese a la paz. Es decir que la paz se adquiría o se pretendía alcanzar por medio de la intensidad del arrepentimiento, hasta que nos hemos dado cuenta que el arrepentimiento pertenece al pasado, en tanto que nosotros estamos enfocados en el presente y miramos al futuro.  Todo el esquema psicológico basado en la tradición religiosa se viene abajo cuando falla este sistema. 
       
      Cuando se le dice a la gente de qué servirá que te arrepientas, el arrepentimiento para ti es demostrarte que aquello no debías hacerlo, pero no hay que pasar por ese estado. Hay internamente una ley que regula todo el proceso de la conciencia, yo diría un proceso angélico, mediante el cual nos damos cuenta de cuando hacemos una cosa bien o cuando lo hacemos mal.  Sucede, continuamente, repetidamente, que estamos tan interesados en nosotros mismos, que el arrepentimiento toma una fuerza considerable, pero no logramos nada, solamente perpetuamos un acto a través del tiempo, cuando a mi entender, psicológicamente hablando, aquél acto tendría que ser consumado dentro de la conciencia, ¿cómo? Mirando de frente todo cuanto va sucediendo porque si estamos muy atentos, seguramente que esta misma atención impedirá que estemos dentro de los cauces que nos llevan a males que después conducen a otro arrepentimiento, es decir, que el recuerdo y el arrepentimiento siempre van juntos, y el recuerdo pertenece al pasado y, por lo tanto, el arrepentimiento es el pasado también.  Pero hay todavía otra cosa muy significativa, que es la cualidad, la gran cualidad, decimos, de la tolerancia.  Me pregunto, ¿por qué debemos tolerarnos?, tolerar siempre significa falta de amor; decimos: lo tolero, porque claro, está en este estado de evolución y hay que tolerar.  Pero, realmente, o entre las distintas personas de diferentes religiones se toleran, no se aman, ¿verdad?, se toleran.  Entonces, la tolerancia es el mal del siglo también.  La tolerancia es un sistema para crear un gran desentendimiento, y perdonen esta expresión tan dura, en tanto que el reconocimiento de la Ley, de la unidad de la conciencia en todos lo seres, lleva forzosamente a un punto de solución, y este punto de solución es, a mi entender, la base dentro de la vida social de nuestros tiempos. 
       
      No podemos vivir al abrigo de cuanto hicimos en el pasado; hemos llegado a un punto dentro de la evolución en donde las grandes invasiones de fuerza cósmica están introduciéndose dentro de los éteres planetarios produciendo grandes tensiones, que después de una tensión provenga una crisis es muy natural, lo que no es natural es que la crisis no sea afrontada con toda la intensidad de nuestra mente y de nuestro corazón.  Pasar de aquí es repetir, como decíamos, ser redundantes, pero, hay que refrescar la memoria, porque adolecemos siempre de este sentimiento tan impersonal que ha de llevarnos a la inmortalidad, es decir, estamos tratando de buscar un resultado definido en nuestra vida; como somos impacientes y los resultados no se producen rápidamente, desconfiamos de la ley, porque desconfiamos de nosotros mismos y hay la tendencia a regresar al pasado.  Si pudiésemos, mientras estamos, aquí ser realmente consecuentes de lo que significa estar aquí y ahora, juntos, tratando de comprender a Dios, y después continuar pensando en esto constantemente, sabiendo que esto, bajo otra faceta, se producirá si estamos muy atentos, muy observantes del proceso, porque el proceso humano no es sólo el proceso humano, es el proceso social, es el proceso de la humanidad, es el proceso del Logos Planetario. Van implicados factores muy importantes, demasiado importantes, diría yo, para que pasen desapercibidos, y para solucionar el problema no bastará tener muchos libros esotéricos, ni estudiar mucho, ni meditar mucho, sino simplemente en ser consecuentes de la acción, lo principal es ser consecuentes de la acción.  Una acción que está aquí, está siempre en todas partes; si pudiésemos salir de aquí, con la conciencia de aquí y de ahora y no la perdiésemos, alcanzaríamos muy pronto la Iniciación, la que corresponde a nuestro estado."
      http://www.ngsm.org/vicenteba/conferencias/MOP1983-06-22f.htm
       

       
      Pregunta: ¿Podría por favor hablarnos sobre la ley del perdón?
       
      VBA: - ¡Muy bien! Temo ser un poco duro al hacer referencia al perdón, porque el perdón no libera como tampoco libera el arrepentimiento de algo que hemos hecho mal. Cuando una persona realiza un acto contrario a la ley, puede que se arrepienta y pida perdón, pero esto no logrará alterar el curso de las cosas y de los acontecimientos, la Ley ha sido quebrantada, y el quebrantamiento de la Ley exige la presión del destino o de un Karma. ¿De qué nos sirve que realmente nosotros nos arrepintamos de algún acto incorrectamente realizado? ¿O que pidamos perdón? Si éste no nos servirá absolutamente de nada dentro de la corriente inefable de los hechos. Pero, ¿qué sucederá si estamos tan atentos que evitemos, de una u otra manera, realizar actos contrarios a la Ley? Y esto solamente puede realizarse cuando estamos absolutamente atentos al desarrollo de la acción, esta acción que trae como consecuencia la comprensión, esta absoluta comprensión que tiene que deparar Paz, Alegría y Optimismo. Todos estamos seguros de que hemos hecho y realizado actos en contra de la Ley, la Ley de la Naturaleza, la Ley del Hermano, la Ley de Fraternidad, pero ¿de qué nos servirá ahora retractarnos o arrepentirnos? Ha quedado grabado en el éter, el éter contiene en sí el recuerdo de todo cuanto hicimos, de cuanto hacemos y de cuanto haremos.
       
               El arrepentimiento no existe, al menos como un camino para llegar a Dios. Servirá sin duda para adormecer nuestro ánimo, para endulzar algo el fuego de dolor del mal que ya hemos causado, pero no nos liberará en absoluto del destino que ya hemos creado. Entonces, por qué creen ustedes que les hablo de estar muy atentos, muy apercibidos de los hechos y de los acontecimientos, sino es para que se den cuenta de que solo así el acto que ustedes realicen será correcto porque estará dentro de la Ley y ustedes no tendrán necesidad de arrepentirse ni pedir perdón. Sólo piden perdón los débiles- y que me perdonen- pero es la Ley.
       


       
      El Centro de Estudios VBA es una Comunidad espiritual dedicada a honrar la vida y obra de Vicente Beltrán Anglada a través de la meditación, el estudio y el servicio relacionados a: i) la praxis del Agni Yoga, conducente a Shamballa; ii) la colaboración Humano-Dévica; y iii) la Magia Organizada planetaria.
       
       
       
       
       
       
    El mensaje se ha enviado correctamente y se entregará a los destinatarios en breve.